jueves, 16 de abril de 2009

Anoche soñé contigo


Sus palabras con frío polar me envuelven,
Helada, triste y congelada mi alma convierten
Y mi respiración retienen.

Tu voz susurra en mi oído
Palabras a través del viento.

Una brisa me acaricia
Codo, brazo, hombro…

Yo sé que no,
No era el viento
Sino tus dedos,
Que estremecen mi cuerpo.

Yo sé que no,
No era el viento
Sino tus palabras,
Que descongelan mi alma.

Yo sé que no,
No era el viento
Sino tus besos,
Que me devuelven el aire.

3 comentarios:

Siros dijo...

viento que desconjela tu alma..^^

kayako saeki dijo...

Ke poesia tan bella....
Me ha hecho sentir un susurro de de emociones mecidas por el viento...
Es bella al extremo!!!

besos...

cibersan dijo...

esta muy chevere tu blog...segui posteando...felicidades!

ahi te dejo para que lo cheques:

www.tumentepoderosa.blogspot.com

fer